UNAM te quiero mucho. Así, a secas.

Como muchos, estudié en la UNAM desde la prepa; que fue el único periodo en mi vida donde fui mala estudiante. Eso de las puertas abiertas para mí sí fue un permiso para salir corriendo y no regresar más que a los extraordinarios. Y si no hubiera tenido pase directo, hubiera terminado en alguna universidad de paga… O quién sabe. Mis papás no tenían dinero en esa época y yo me porté tan mal, que hasta me embaracé. UNAM, me salvaste de quedarme de recepcionista.

Al entrar a la universidad, que por cierto fue en una ENEP (ahora FES) retomé el buen camino y hasta tengo un diploma “a los mejores promedios de la UNAM”. Escogí una carrera que me apasiona, justo la carrera que Plaqueta califica de chafita: Comunicación y periodismo.

Disfruté muchísimo materias que otros consideran aburridas; como metodología de investigación y teoría de la comunicación. Fueron esas asignaturas las que le dieron substancia y significado a lo que hago. La que me enseñaron a hacer glosa, y con ello a dominar las redes sociales. Los textos que me dieron en fotocopias, no los hubiera encontrado jamás en páginas de internet. Y aunque hubiera comenzado a leerlos, la intertextualidad de la que habla Van Dijk en alguno de los papeles que aún guardo, me hubiera llevado a los mismos videos de gatitos que con tanta urgencia me muestra Facebook el día de hoy.

Ay UNAM, me acuerdo de tus salones retacados de estudiantes. Y de como eso me permitió fomentar mi capacidad de liderazgo y sobre todo alimentó mi competitividad. Llamar la atención del maestro entre 70 alumnos no era fácil. Pero vaya, tampoco era tan difícil. Porque además de tener la capacidad, me quería comer al mundo. Fue entre tus aulas que comencé mi primera revista; “Slogan”. Ahí era editora, escritora y pasaba de salón en salón, junto con mis amigos a venderla. Todo comenzó porque algunos de los maestros me dijeron que no esperara a encontrar trabajo para trabajar. Dijeron que, como comunicadores, estábamos en el derecho y la obligación de crear nuestros propios medios y que lo que veríamos en la UNAM no sería suficiente para el mercado laboral. De hecho, mi maestro de entrevista nos mandaba a la calle y antes de terminar las 2 horas de su clase, teníamos que regresar con una nota escrita para tener calificación. Insistía en que los tiempos de un periódico no eran los mismos que las “calmas” de la escuela. Y lecciones como ésa tuve muchas.

De los maestros malos ni me acuerdo. Decidí omitir a todos los que pasaron de estudiantes a dar clases. Me quedé con lo que consideré correcto aprender. Y de los estudiantes de otras universidades, jamás estuvieron en mi mente mientras estaba en la carrera. Ahora que son mis compañeros de trabajo, siempre contestan con la misma frase cuando les digo que soy de la UNAM: “Ay, qué padre”. Nunca sé si es condescendiente o de verdad lo piensan. Lo que sí sé, es que la UNAM “sí está padre”… si la sabes aprovechar.

Es un hecho es que a veces no importa dónde estudiaste en una entrevista y que saliendo no encuentras trabajo (si no lo buscas bien). Yo empecé en restaurantes desde el 5to semestre de la carrera y hoy dirijo el área de digital en una división global dentro de una las agencias creativas más importantes de México. Y sólo “For the Lulz”, voy a buscar Slogan entre mis cosas y luego se las pongo. ¿A ustedes cómo les fue en la carrera?

3 thoughts on “UNAM te quiero mucho. Así, a secas.

  1. Excelente artículo Ana, me identifique con él en muchas cuestiones como; vivencias, resultados y prejuicios, desde no tener los skills “necesarios” según algunos en la carrera, el pasar por trabajuchos y despidos por no cumplir la forma convencional de pensar, hasta tener desde el 2008 mi propio proyecto de agencia y hoy día participar en el proyecto de la EDN (estrategia digital nacional) con incursiones a oficinas en Los Pinos como consultor.

    La universidad te puede dar relaciones sólo si sabes como construirlas, no importa donde estudias o cuánto sabes sino, qué eres capaz de hacer con lo que sabes.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s